Cómo elegir una tienda de campaña

Comparte la entrada:

¿Tres estaciones? ¿resistencia al agua? ¿cuántos son 3000 mm? ¿autoportante? Algo que te puede volver loca es cómo elegir una tienda de campaña que se ajuste a tus necesidades, y más si no sabes cuales son los parámetros en los que debes fijarte.

Si has decidido viajar de esta manera es importante saber qué debe tener tu nuevo hogar para que no termine siendo un problema. Vamos a ver cómo hacerlo, en qué te debes fijar cuando vas a comprar una tienda de campaña.

cómo elegir una tienda de campaña

Cómo elegir una tienda de campaña

  1. Qué debemos tener en cuenta
  2. Clima
  3. Resistencia al agua
  4. Montaje
  5. Espacio
  6. Peso
  7. Precio
  8. Motivos para acampar

Qué debemos tener en cuenta

A la hora de elegir una tienda de campaña hemos de considerar para qué la vamos a usar. ¿Quieres ir en verano algún día de camping o quieres hacer una ruta de montaña en los Andes?

Debes tener en cuenta los factores con los que te vas a encontrar como la lluvia, el viento o la nieve. Pero también aspectos como el peso de la tienda, el espacio interior. Bueno claro, imagino que el presupuesto para comprar la tienda también te preocupa.

Vamos a ver los distintos aspectos:

  • Clima
  • Resistencia al agua
  • Montaje
  • Espacio
  • Peso
  • Precio

Clima

Las tiendas de campaña son diferentes según para la época del año para la que está pensada. Encontramos cuatro tipos.

Las de 2 estaciones son tiendas para el verano y la primavera. No aguantan grandes lluvias ni vientos.

Las de 3 estaciones son las más comunes y sirven para primavera, verano y otoño. También la podrías usar en el invierno pero no están preparadas para grandes nieves y deberás ir con un saco calentito.

Las tiendas de 4 estaciones tienen la ventaja de servir durante todo el año pero son más caras y pesadas. Por ello si no tienes en mente acampar con nieve lo mismo no es el modelo más aconsejable.

Las de 5 estaciones son las pro, las de exploradores. Para las peores condiciones climáticas y en cualquier región del mundo. Obviamente son caras.

Tienda de campaña de invierno

Resistencia al agua

Este es uno de los puntos que yo considero más importante. Primero porque me he mojado acampando y ya te digo que no es agradable. La sensación a medianoche de que te están regando es algo muuuy molesto.

La resistencia al agua se mide por la columna de agua que tiene la tienda de campaña. Cuanto mayor es la columna de agua mayor impermeabilidad. Una buena columna de agua está en los 2500mm, para que te hagas una idea 7000mm es una protección si piensas acampar con un huracán. Aunque si la quieres usar con nieve entonces necesitarás alrededor de 5000mm.

Además también hay que fijarse en la protección de suelo. Una protección para usar en climas variados sería de unos 3000mm y de 8000mm en caso de nieve.

Cuando compares tiendas de campaña ten en cuenta la calidad de la tela y sobretodo fíjate en las costuras, que estén bien selladas para que no se cuele la lluvia.

Montaje

Aquí encontramos tres tipos de tienda de campaña según el montaje.

Por un lado las de vientos. Son tiendas en las que al tensar y clavar con las piquetas las cuerdas levantan la tela. No son difíciles de montar aunque, probablemente, es el tipo de montaje menos cómodo.

Las autoportantes son aquellas que con las varillas son capaces de mantenerse, de esa forma puedes levantarla y colocarla donde quieras, lo que resulta muy útil. Puedes situarlas incluso encima del cemento.

Las más cómodas de montar, sin duda, son las instantáneas. Son las que sueltas y se abren y montan solas. El único inconveniente es que son redondas y ocupan mucho espacio, no son nada cómodas para largos viajes de mochilero, ideales si vas en coche.

Mejor forma de dormir gratis

Espacio

¿Es para una sola persona? ¿Guardarás tu mochila contigo? El espacio es importante, que responda a tus necesidades reales. Ten en cuenta que cuando más espacio más pesa y más caro sale.

Dentro de tu tienda fíjate en que tenga ventilación. No solo para que en verano no te cuezas dentro sino porque necesitas que el aire se renueve cuando estás durmiendo.

Peso

Otro de los puntos más importantes. Si vas a cargar con tu tienda en la mochila es importante que consideres el peso. Tu espalda lo va a agradecer y en un gran viaje esto puede ser de vital importancia. Este no será tu problema si lo que quieres es viajar con tu coche y acampar.

Se considera una tienda ligera aquella que pesa alrededor de 1 kilo, tiendas medias las de entre 1 y 2,5 kilos y las pesadas que son las de más de 2,5 kilos.

El peso varía en función de los materiales con los que está hecha la tienda o del espacio. Una tienda para cuatro personas es casi imposible que sea ligera.

Precio

El gran dilema a la hora de buscar una tienda, ¿cuánto estás dispuesto a gastar? Hay tiendas de campaña desde 20 hasta los 600 o los 1000 euros. Dependerá de tus necesidades, claro está.

Tienes que pensar en cuánto tiempo vas a usarla. Si lo que quieres es una tienda para hacer camping alguna vez en verano está claro que no necesitas una muy cara. Para viajes puntuales y con buen clima con una tienda de gama baja vamos estupendamente. Las encontramos entre los 20 y los 100 euros.

Dentro de la gama media, osea entre 100 y 350 euros, hay tiendas de campaña muy buenas, para una gran variedad de situaciones de clima y lluvias, con espacios decentes y ligeras. Además los precios son más asequibles.

Personalmente utilizo una de gama media por la que pague 150 euros. Y estoy muy contenta. Ha demostrado ser suficiente incluso con grandes vientos y con lluvia en parajes como Islandia. Supuestamente es para dos aunque yo con mi mochila ya la ocupo entera, esto no es algo que me preocupe. Quizás lo que menos me gusta es su montaje, que es de vientos y a mi me gustan las autoportantes. Pero por ese precio no podía pedir más. Ah, pesa 1 kilo 900 gramos, otro punto a su favor.

La gama alta es la bomba claro está. Aquí es donde se encuentran las tiendas de campaña de mis sueños salvo por su precio, que ronda los 600 euros. Suelen reunir todos los requisitos que busques. Supongo que si sabes que te vas un par de meses al Himalaya o que le vas a dar un uso de montaña increíble una de estas te compensa.

Tienda de campaña en el lago

Motivos para acampar

Para mi el motivo fundamental para acampar cuando viajo es por la libertad que me da. No tienes que preocuparte por buscar un alojamiento, solo por encontrar el lugar perfecto donde quieres pasar la noche. Se convierte en tu hogar mientras viajas y puede ser en primera línea de playa o en la montaña con vistas a un valle.

Además, supone un ahorro tremendo en el presupuesto para dormir. Si vas a viajar durante algunas semanas o incluso meses la posibilidad de dormir gratis es una gran tranquilidad.

Otro de los motivos para acampar es que estás más en contacto con la naturaleza. Poder hacer una hoguera y ponerte a mirar las estrellas son cosas que no se pueden hacer en un hostel o en un albergue.

¿Usas tienda de campaña? ¿En qué te fijaste para comprarla? 

¿Por qué te gusta acampar?

¡Cuéntamelo en los comentarios!

Algunos de los enlaces en este artículo incluyen enlaces de afiliados. Esto significa que si realizas la compra de un producto aquí listado siguiendo este enlace yo recibiré una comisión, ¡y a ti te cuesta lo mismo!

Julia Del Olmo

Julia Del Olmo

A finales de 2013 empecé mi primer viaje sin billete de vuelta. Desde entonces he viajado trece meses a dedo por Latinoamérica, he pasado nueve meses en el Sudeste Asiático, he ido de Madrid a Mongolia en una moto de 125cc. Ahora ayudo a otros a organizar sus viajes con mis Cursos y talleres ¡Nos vemos por el Camino Salvaje de la vida!

Más para explorar

Elemento-08
necesitamos un turismo responsable
Crónicas de viajes

El turismo ¿la nueva bomba atómica?

La primera vez que hice un gran viaje (aquel que me llevó trece meses por Latinoamérica) fui como una enamorada

2 comentarios

    1. Hola Marlen,

      Muchas graças, me alegro que te haya gustado. Yo, hasta que me la robaron en este viaje, usaba la Quickerhiker ultralight de dos personas que venden en Decathlon. Estaba muy contenta con ella.
      Ahora que tengo que comprarme una creo que me compraré otra (tengo que mirar cuál) porque la quiero para clima de mucho frío (la Ruta de la Seda).

      ¿Estás pensando en comprar una? ¿Para que condiciones la necesitas?

      Un abrazo,
      Julia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *